Identificada como Doña Juanita, se coloca frente a una panadería ubicada en calles del municipio de Cuautitlán Izcalli, Edomex.

Como bien es sabido, los adultos mayores son uno de los sectores sociales más vulnerables ante la pandemia del COVID-19 y a pesar de los llamados para que se queden en sus hogares, como parte de la cuarentena para que eviten contagiarse, no es así en muchos casos.

A través de las redes sociales circula la historia de una abuelita, en el municipio de Cuautitlán Izcalli, Estado de México, quien debe salir a vender sus gelatinas para poder sobrevivir.

Identificada como Doña Juanita, se coloca frente a una panadería ubicada en la calle Temoaya para ofrecer sus productos; sin embargo la situación ha hecho complicada la vendimia.

Algunas de las personas que la conocen decidieron tomarle fotografías para ayudarla, difundiendo su caso y con la esperanza de que las ventas de la mujer de la tercera edad crezcan.

Cabe destacar que en las imágenes, Doña Juanita utiliza cubrebocas como toda persona responsable.

La imagen puede contener: una o varias personas y personas de pie

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.